viernes, 21 de diciembre de 2012

Tronco de Navidad de Chocolate y Turrón


Tronco de Navidad con Turrón de Jijona y Chocolate


Hola a tod@s!!

De nuevo estoy aquí, esta vez con una receta para aquellos que os gusta la cocina en general y los postres en particular!

Me he animado a hacer algo típico de Navidad, ya que estamos en estas fechas concretas.

La verdad es que es muy sencillo de realizar, aunque es algo laborioso, pero si no hay prisas, podeis pasar unas horas divertidísimas! Yo empezaría por la mañana, pues yo lo empezé por la tarde y acabé al dia siguiente, tuve que dejar el tronco en el frigorífico 12 horas en vez de 3, pero vamos, que casi mejor, cuanto más tiempo mejor, pues más se solidifica la crema de turrón y la nata.

Si no os gusta el turrón (blando, de Jijona), podeis hacerlo con chocolate negro, o blanco, o turrón blanco, de coco, o de yema, o de lo que os venga en gana. El caso es experiementar!

Os paso la receta a continuación, y un paso a paso con fotos, para aquellos que (al igual que yo), prefiere ver las cosas.  Además es que las fotos ayudan bastante, por lo menos a mí.

Pero antes, voy a explicaros un poco el tema.   El Tronco de Navidad tiene en realidad 3 étapas, primero el bizcocho, luego el relleno y por último la cobertura o frosting o como lo querais llamar, que es para untar el tronco, porque si nó, no parecería un tronco, sino un bizcocho pobre con relleno!

Atentos a ésto, porque yo uso la bandeja que viene en el horno, la grande, pero si usáis una más pequeña las cantidades varían, más o menos hacerlo a ojo, pero si usais la que ya viene en el horno (la típica donde haceis el pollo asado o el pato a la naranja o lo que sea que hagais en esa bandeja!).

Empezamos con una fotico de todos los ingredientes!


Ingredientes para 8 personas

Bizcocho:
100 grs de Harina de Trigo
60 grs de Maizena (Harina de Maiz fina)
6 huevos (grandecitos mejor)
150 grs de azúcar
Pizca de sal

Relleno:
250 ml de Nata Líquida para montar
250 grs de Turron de Jijona

Cobertura:
200 grs de chocolate de cobertura con al menos un 60% de cacao.
100 ml de Nata liquida para montar
La mitad del relleno

Yo prefiero hacer primero el relleno, porque así, una vez lo meto en el frigorífico para que se enfríe, podeis hacer el bizcocho primero, pero el orden de los factores no altera el producto, por lo tanto, podeis empezar por donde querais.

Añade la nata al turrón




En un cuenco, desmenuza el turrón de Jijona y le añades unos 100 ml de nata, y con la batidora dale bien hasta que te quede una pasta cremosa y uniforme.








Bate bien con la batidora, el turrón y la nata



 
Dale a la batidora, no pasa nada si quedan trozitos de turrón, quedaría más interesante al comer el tronco, yo prefiero que no queden trozitos y por lo tanto le doy bien a la batidora.

Separa la crema en dos partes iguales

















A continuación, divide la pasta en dos partes iguales, puedes usar un par de platos o tazas o lo que tengas a mano y echas la misma cantidad en ambos platos o tazas. 






Monta la nata restante
  

 
Con lo que ha quedado de la nata, unos 150 ml. la pones en un cuenco y la montas a punto de nieve, que quede bien montada y a continuacón le echas una de las partes del relleno y con una espátula (no uses tenedores ni las varillas, usa una espátula o cuchara de palo) y cuando esté bien mezclado, lo metes en el frigorífico.

 


Despacito y con una espátula...


Mezcla todo bien....

































A continuación pasamos a hacer el bizcocho. Asegúrate que enciendes el horno (arriba y abajo) y lo pones a 180 grados.



Tres claras en un plato y 6 llemas y tres claras en otro



En un cuenco, pones los 6 huevos, pero sólo 3 con sus claras, y la clara de los otros 3, en otro cuenco. Es decir, en un cuenco tendrías 3 claras y en el otro 6 yemas y 3 claras.  Te aclaras?







Añade el azúcar a las yemas y bate



Bate el cuenco de las yemas, con 150 grs de azúcar hasta que te quede bien cremoso.  Yo aquí le echo un chorrito de aroma de vainilla o una cucharadita de extracto de vainilla, pero no es esencial, es que a mí me encanta la vainilla.








Bate bien las claras de los huevos hasta punto de nieve




En el otro cuenco, bate las 3 claras de los huevos con una pizca de sal, hasta que te queden a punto de nieve, bien espesa.









Mezcla la crema del huevo con la crema de las claras



A continuación, con ayuda de una espátula (no uses varillas o tenedor), y lentamente, vas echando la crema que te ha quedado con las yemas del huevo a la crema de las claras, es decir, el amarillo lo echas en el blanco.  Vas removiendo poco a poco con la espátula, sin darle mucha fuerza.  Repito, lo amarillo lo echas en el blanco!.






Pasa las harinas por el tamiz lentamente mientras remueves


Una vez mezclado todo, añades los 150grs de harina de trigo, mejor es que la tamizes, es decir, que la pases por un tamiz según la vas echando, (tiene otro nombre la cosa esa, pero ahora no me viene, pero vamos, el escurridero para el arroz y esas cosas).  Y después le añades los 60 grs de Maizena también con el tamíz.








Mezcla bien todo




Y remueve todo bien con la espátula despacito para que vaya saliendo el aire, despacito significa despacito, sin prisas!










Bandeja y papel de hornear



Ahora, en una bandeja, o bien la engrasas con margarina o le pones un papel antiadherente, y echas la mezcla en la bandeja, asegúrate que queda bien repartida por toda la bandeja, usa una espátula para esparcir todo bien a lo largo y ancho de la bandeja. Que quede bien lisa.






Esparce por toda la bandeja uniformemente






Ya está el bizcocho hecho!

La metes en el horno y ténla durante unos 15-20 minutos como mucho, de todas formas, depende del horno, vé pinchando con un palillo hasta que veas que sale limpio el palillo.








Pasado este tiempo, pones otro papel de horno o si no tienes más, usa un trapo de cocina limpio encima de la vitrocerámica y saca la bandeja del horno y viertes el bizcocho encima de la servilleta o papel de horno.  Es decir, que la parte de abajo ahora queda hacia arriba y con cuidado le quitas el papel.  En este paso, se me olvidó sacar una foto!! - pero bueno, es fácil, lo repito, viertes el bizcocho en otro papel y le quitas el papel de encima y lo dejas 5 minutos que se enfrie un poco





Bizcocho enrollado con papel de hornear








 
A continuación, y con ayuda del papel vas enrollando el bizcocho, y lo dejas en cualquier parte de la cocina a que se enfrie a temperatura ambiente lo menos durante 30 minutos y después lo metes en el frigorífico durante una hora más o menos, para que se solidifique la crema un poco, yo lo metí 3 horas, pero porque tuve que salir de casa para hacer unas compras!






Qué feo queda, pero luego cubierto de chocolate no se nota!




Pasado este tiempo, lo sacas del frigorífico, y lo desenrollas con cuidado, saca tambien la crema del relleno que tenías en el frigorífico y con ayuda de una espátula, vas rellenando el bizcocho.













Una vez acabado de rellenar, lo vuelves a enrollar con el mismo papel, pero esta vez, que el papel quede por fuera, no por dentro del bizcocho! Como si enrollaras un caramelo o polvorón.  Y si quieres, (yo lo hago siempre), lo enrollas tambien a un trapo de cocina (limpio) y lo metes en el frigo durante una o dos horas. Yo lo dejé toda la noche, me fuí a dormir!   Si ves que la crema está un poco liquida, no importa, pues cuando lo saques del frigo estará más sólida.



Parece una salchicha! 
























 Bueno, ahora procedemos a hacer el chocolate para cubrir el tronco.

Mezclar chocolate y nata y remover despacito


 Pon en un perolo pon los 200 grs de chocolate para fundir y 100 ml de nata, lo fundes a fuego lento en un perolo y vas removiendo hasta que quede bien espesito. Atentos aquí porque el chocolate puede quemarse enseguida, ponerlo a fuego lento y mover constantemente. Yo lo pongo al 2 (y el máximo de mi cocina es 6).
No tarda mucho en deshacerse.
Que quede bien espesito!




 Ahora, añades la otra mitad del relleno (la crema de turrón que quedó al principio y que apartamos en un plato o taza al hacer el relleno), al perolo con el chocolate y lo removemos bien.








Cuando haya pasado la hora o dos horas, saca el bizcocho del frigorífico, quítale la servilleta y el papel de hornear (no lo desenrolles!)  y si quieres le das un corte pequeño de 45 grados, pues este corte luego lo puedes pegar encima o al lado del tronco que dé la impresión de que es una rama o otro tronco que sobresale del tronco principal.  Mira la foto de arriba! (o las de abajo!).








Si no quieres cortar nada y simplemente quieres hacer un tronco largirucho, déjalo como está.

Pero si has decidio cortar, pues coges el trozo pequeño que has cortado y con la cobertura que acabas de hacer (el chocolate), lo pegas encima del tronco, mirando hacia arriba, o hacia el lado, depende de dónde lo quieras pegar.




Ahora con ayuda de un pincel, vete ´pintando´ el tronco con el chocolate, si no tienes pincel, usa una espátula o cuchara de palo, cúbrelo bien de chocolate, que quede una buena capa de grosor, usando pincel te quedan ya hechos los surcos que asemejan un tronco.









Si no usas un pincel, y usas una cuchara, entonces cuando lo vuelvas a sacar del frigorífico, con un tenedor, vas pasando por todo el tronco, haciendo surcos, para que le dé un efecto más natural, y que se parezca a un tronco de verdad! - Una vez todo cubierto de chocolate, lo metes en el frigorífico al menos 3 horas, para que el chocolate se solidifique un poco.







Luego, si tienes tiempo libre, como yo, pues lo adornas a tu antojo, ponle pajaritos encima, o ardillas o lo que te venga en gana, si son comestibles mejor y si no, pues no pasa nada.

Y a comeeeeeeerrrrrrrr!!!!



Mira que lindo ha quedado! Pa comérselo!!